La Convención sobre Especies Migratorias (CMS), el Acuerdo de Aves Acuáticas de África-Eurasia (AEWA) y el Medio Ambiente para las Américas (AELC), en el marco del día de las aves migratorias conmemorado el 11 de mayo, informaron que; lamentablemente, tener alas no ayuda a las aves a escapar de la amenaza del plástico, el 90% de las aves marinas tienen plástico en su estómago.

Anualmente se producen más de 300 millones de toneladas de plástico en el mundo, y lo más preocupante y que no tiene la atención necesaria, es que el plástico se usa solo por un momento en comparación con su ciclo de vida de 20 a 500 años. Ligeras y diseñadas para durar, las piezas de plástico son desechadas y se transportan fácilmente a los ecosistemas a través de las fuerzas de la naturaleza y causan serias amenazas a las especies migratorias de todo el mundo.


Se estima que 8 millones de toneladas de residuos plásticos ingresan a los océanos del mundo cada año. Para empeorar las cosas, el plástico no se disuelve simplemente. Descompuesta en pequeñas partículas por el agua, la luz del sol y el viento, a menudo conduce a casos letales de ingestión y enredo en las aves. Los polluelos muertos con el estómago lleno de plástico, enredados y asfixiados por redes y anillos de plástico son consecuencias muy reales del costo que el plástico tiene para las aves y otros animales salvajes.

¿Qué se puede hacer para prevenir el problema?

El número de aves marinas que mueren a causa de los efectos del plástico cada año es actualmente de 1 millón y sigue creciendo.  La investigación destaca la urgencia del asunto: no solo se estima que el 90 por ciento de las aves marinas tienen plástico en sus entrañas, sino que a este ritmo la proporción de aves que ingieren plástico alcanzará el 99 por ciento para 2050.

Los estudios muestran que los proyectos locales sobre la gestión de residuos plásticos producen resultados en un corto período de tiempo. Por lo tanto, el sentido común y la conciencia pueden ayudar a frenar la marea gigante de plástico. La comunidad internacional debe tomar medidas urgentes para mitigar las lesiones innecesarias y la mortalidad de las aves migratorias debido a la contaminación plástica. El Día Mundial de las Aves Migratorias 2019 es una oportunidad única para unir esfuerzos para abordar el grave problema de la contaminación plástica y resaltar sus efectos negativos en las aves migratorias.

Tener alas no ayuda a las aves a escapar de la amenaza del plástico, el 90 por ciento tiene plástico en su estómago Clic para tuitear

¿Qué hacer para combatir la contaminación plástica?

Reduzca, reutilice y recicle : limite el uso de materiales plásticos y reemplácelos con alternativas ecológicas, use y elimine los plásticos de forma sostenible

Limpieza : únase a las actividades de limpieza en su área, ya sea en las playas o en los ríos

Corra la voz: apoye la acción local y global contra el uso excesivo e innecesario y la eliminación perjudicial de plástico

Fuente: World Migratory Bird Day

Este espacio es exclusivo del usuario, por tal motivo Conexión Animal no se hace responsable por las opiniones que se presenten.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.