Defensores de los animales denunciaron que entre las ruinas del Calvario en Cali los animales están quedando atrapados durante la demolición y no les han prestado auxilio, ni los han reubicado. Por ello hacen un llamado a la Alcaldía y la Empresa Municipal de Renovación Urbana para que tengan en cuenta a los animales durante este proceso sin pasar por encima de sus derechos.


La demolición de las viviendas en el Calvario, centro de Cali, las cuales la mayoría han sido identificadas por los entes de control como expendidos de estupefacientes, se están demoliendo en el marco del operativo ‘Radar’ para combatir los homicidios, hurtos y microtráfico en la ciudad, también para dar paso al proyecto de renovación urbana «Ciudad Paraíso».

Activistas se han dirigido hasta el Calvario para realizar un censo, esto con el fin de establecer cuántos animales son los que se encuentran en el lugar y qué tipo de ayuda necesitan. Entre las necesidades lograron identificar caninos y felinos que se encuentran en grave estado de salud, desnutridos y con problemas de piel. Perras en estado de gestación e incontables caninos y felinos sin esterilizar.

La mayoría de los animales que actualmente están tratando de sobrevivir entre las ruinas del Calvario han sido abandonados por las familias y/o personas que vivían en la zona, ya que en sus nuevas casas en alquiler no los reciben con sus animales de compañía. Otros simplemente se encontraban en estado de abandono y buscaban refugio en los cambuches o casas.

                                                       

Desde la Fundación Animal Gatos Del Ferrocarril junto al Grupo de Jornadas Integrales, quienes han realizado un trabajo de mas de seis años con los animales y la comunidad del sector del Calvario, hicieron un llamado a la Alcaldía de Cali y a la EMRU, manifestando:

«Son cientos de animales que se encuentran en riesgo, dado a que habitantes del sector denuncian que la EMRU (Empresa Municipal de Renovación Urbana) está tumbando los edificios sin previo aviso y sin revisar que en ellos se encuentren animales de los cuales ya varios han quedado atrapados en los escombros. Hacemos un llamado a los entes responsables sobre la situación, ellos son seres vivos y ya en la ley colombiana son seres sintientes y merecen respeto, cualquier entidad que ponga en riesgo la vida de los animales podría incurrir en maltrato animal«. Comunicó Jairo Marin Anaya de la Fundación Gatos del Ferrocaril.

Si desea ayudar con alimento, adoptar o dar hogar de paso a alguno de los caninos o felinos del calvario puede comunicarse con la Fundación Gatos del Ferrocaril al número 317 650 93 14.

Este espacio es exclusivo del usuario, por tal motivo Conexión Animal no se hace responsable por las opiniones que se presenten.